alarared@gmail.com
Teléfono: 666924205

Agosto: desfase alimentario; Septiembre: castigo al cuerpo

02
Sep
2014
Posted by: Anabella  /   Category: Blog   /   No hay comentarios

Y esa mentalidad es la que cada Septiembre de cada año me encuentro tanto en consulta como en el entorno más cercano. Pretensiones de arreglar de forma radical y con los más variopintos métodos, las secuelas que Agosto ha dejado en el cuerpo tras: comilonas, viajes, “tumbing” en playa, mojito en chiringuito, helados que sustituyen al postre, snacks para acompañar a las horas de relax…

articulo 1 foto

Curiosamente, suele coincidir de forma inversamente proporcional que, a mayores desfases durante vacaciones, menor es la ingesta prevista para el periodo de castigo: “tengo que depurar mi cuerpo” (odio esta frasecita).

Cuando la alimentación durante largo periodo es muy inferior al metabolismo basal de una persona, es decir, se consumen al día menos calorías de las que el cuerpo necesita sin movimiento alguno, pensar que vas a eliminar de golpe la reserva de grasa acumulada es muy esperanzador. Pero no resulta tan fácil fisiológicamente hablando. Si comes menos, el cuerpo querrá gastar menos y la forma más fácil de bajar el gasto mínimo diario es tomar parte del músculo como sustrato energético. De esta manera, obtenemos energía que no damos con la comida y a la vez, se baja el gasto de nuestro principal motor corporal y que requiere una alta energía para su mantenimiento, la musculatura.

Dietas con altas expectativas de resultados en poco tiempo, con poca variedad y cantidad de alimentos, que te hagan pasar hambre… no van a mejorar tu salud por el mero hecho de que veas bajar unas cifras en tu báscula. Al contrario, en este tipo de dietas te sumergen en un estado de bienestar y de motivación pasajero. Si no se ataca el problema de raíz, aquellos actos, costumbres, caprichos, detalles que causan el aumento de peso, nunca se conseguirá mantener un estado corporal estable y saludable. El ejemplo más brutal que tengo es el de una madre y su hija que acuden a mi consulta con obesidad mórbida y entre ambas acumulan 3 operaciones de reducción de estómago y una operación para eliminar pieles muertas tras la pérdida brusca de peso. Cero consultas al psicólogo. Cero consultas al Dietista- Nutricionista. Habían perdido entre ambas más de 100 kilos que han recuperado. No hace falta comentar más.

Quizás la forma de eliminar raíces podridas que llevan años contigo no sea repentina, pero será mucho más fácil si te dejas enseñar y guiar por un jardinero que controle, en lugar de cortar en seco y correr el riesgo de dañarte.

Como consejos pos-vacacionales, no incorporar de forma drástica nuevos hábitos, lo mejor es ir formando poco a poco una buena rutina:

–          Controla tus horarios de comida, sin dejar grandes periodos de tiempo sin comer que puedan aumentar el apetito y favorezcan comer con impulsividad.

–          Toma como bebida principal diaria el agua, no existe mejor elección para hidratar.

–          Planifica un menú semanal, la improvisación hace que tu menú se haga monótono, eligiendo solamente tus platos estrella.

–          Prueba recetas nuevas, versiones menos calóricas de ciertos platos, te sorprenderá lo sabrosos que siguen siendo los platos cuando te acostumbras a eliminar excesos de grasas o azucares.

–          No te prohíbas alimentos, disminuye o aumenta la frecuencia de consumo en función de su aporte nutritivo.

–          No le tengas miedo a las especias, aportan un toque especial a cada plato sin sumar calorías.

–          Busca un hueco del día para ti, si no puede ser a diario, al menos 3-4 días en semana para realizar ejercicio físico, alimentación y deporte tienen que ir de la mano.

–          Tener un descanso reparador es básico. Aprende a desconectar la mente antes de ir a la cama para aprovechar al máximo las horas de sueño.

Como “Jardinera” de la alimentación, os animo a cuidar vuestra planta más valiosa, el cuerpo, siempre acudiendo a profesionales que miren por potenciar la salud. El método utilizado va a repercutir en tu salud en el futuro.

Si quieres información o consejo, manda un correo a alarared@gmail.com, solicita cita online o llama al 666924205. Avanzamos juntos.

No hay comentarios